Laguna de Cotapachi se seca

La laguna de Cotapachi en Quillacollo se secó porque no se abrieron las compuertas de los ríos Huayculi y Rocha, a diferencia de la gestión pasada cuando se dejó ingresar agua de estos afluentes. Las autoridades municipales anunciaron trabajos de dragado.

Según el alcalde de Quillacollo, Eduardo Mérida, la gestión pasada se abrieron las compuertas de forma improvisada, pero este año se prevé realizar el dragado como parte del plan de recuperación de la laguna que se lleva adelante con el Ministerio de Medio Ambiente y la Cooperación Japonesa.

El municipio está a la espera de este plan para empezar con la recuperación de la laguna, que muestra un panorama desolador.

En marzo de 2017 a la laguna ingresaban 2.500 litros de agua por segundo y se tenía gran cantidad de agua, pero este año el lugar está seco y sólo hay pequeñas pozas de agua.

“Al momento no está ingresando agua a la laguna de Cotapachi, ni del río Hayculi ni mucho menos del río Rocha. Pero este espejo de agua se va a secar porque los comunarios del sector sacan de ahí agua para riego y también el ganado lo utiliza. Una vez que se seque el agua, se van a hacer trabajos de limpieza y dragado”, dijo Mérida.

En un recorrido que realizó este medio, se constató que el espejo de agua muestra un panorama desolador. El líquido es de color verde y maloliente, las totoras están quemadas y hay basura acumulada alrededor. Pocas aves silvestres llegan a refrescarse.

Según los comunarios del sector, el agua que se existe en la laguna es gracias a la lluvia, pero, pese a ello, día a día disminuye.

La autoridad aclaró que la recuperación de la laguna debe ser de manera integral y permanente con la participación de todos los actores, ya que la laguna no sólo es patrimonio de Quillacollo.

La laguna de Cotapachi comenzó a secarse hace más de 10 años a raíz de la sequía que afecta al departamento.

Es conocida como laguna de los Incas, está ubicada al sur del municipio de Quillacollo y tiene una extensión de 117 hectáreas. Su nombre deriva del vocablo aymara que significa laguna vieja.

El Concejo Municipal de Quillacollo, a través de una ordenanza municipal Nro. 98/2009, la declaró Patrimonio Natural y Ecológico de Quillacollo y coloca al espejo de agua como un bien de dominio público.

La Ley Nacional 3194/2005 también declaró a este espacio como parte de la serranía de Cotacomo Patrimonio Ecológico, Religioso, Turístico, Arqueológico, tangible e intangible. (Los Tiempos)


---------*---------
Scroll to Top